Hoy voy a hablar de mi función en la empresa en la que trabajo. Si, ya sé que me tocaba continuar con la explicación del Cynefin Framework, pero creo que vale la pena cambiar un poco de historia y explicar lo que significa mi cargo, dada una conversación que tuve con un amigo este fin de semana y que no entendía lo que yo hacía.

Como ya sabéis, yo soy informático. Un informático que proviene de la parte técnica, como la mayoría de los informáticos, y que no le gusta olvidarse de ella, pero que poco a poco ha ido evolucionando para convertirse en un gestor de equipos, de departamentos, de proyectos, de presupuestos, de estrategia. Mis últimos años los he pasado implantando ERP en empresas, liderando proyectos de cambio.

Pero, ¿Qué es un ERP? Un ERP es un software de gestión integrado, que normalmente cubre todas las necesidades de una empresa, desde las prospecciones de mercado, ofertas, facturas, cobros y pagos, hasta la producción de los bienes de la empresa. Pero me gustaría destacar el hecho de que es un software ya hecho, quiero decir, cuando tú compras un ERP, compras absolutamente todo el programa, toda la funcionalidad, todo lo que el programa puede hacer. Y toda esta funcionalidad está desactivada por defecto, y el proyecto siguiente de implantación consiste en ir activando lo que la empresa necesita del conjunto total, lo que nosotros llamamos parametrizar.

Por lo tanto, cuando tú adquieres un software de este tipo, estas también adquiriendo una manera de hacer las cosas. El programa te obliga a adaptarte a su forma de trabajar, y es una práctica habitual no modificar esta a no ser que sea estrictamente necesario. Es lo que nosotros llamamos ceñirse al estándar.

Y aquí está la diferencia, ya que se ha acabado el hacer las cosas como el usuario quiere. Lo que a partir de ahora tenemos que hacer es conseguir que la empresa tenga la funcionalidad que requiere, pero la forma de conseguirla ha de ser la que el ERP quiere. O sea, hemos de conseguir el fondo, pero adaptarnos a la forma. Cada vez que la empresa necesita algo o tiene algún problema nuevo, hemos de ver cómo hacerlo con el programa, o como el software resuelve el tema. Y cada vez que se ha de definir un nuevo proceso, se hace en función de la forma como trabaja el ERP. Por lo tanto la empresa se organiza alrededor del programa, y no es raro que incluso haya personas o funciones que cambien de departamento, porque así es como se ha de hacer. Aquí tenéis el cambio de función de los departamentos de informática.

Ya veis por donde van las cosas. Cuando se implanta un ERP, el director de informática pasa a ser director de organización, porque a partir de ese momento, si se siguen las reglas, la empresa se organiza alrededor del software, y las personas que mas conocen la funcionalidad y la forma de trabajar son justamente las del departamento de sistemas. Cada vez que se ha de hacer algo nuevo, el director de organización o alguien de su equipo han de estar en la definición, para aportar lo que puede hacer el ERP y modelar la solución basándose en eso. Y por supuesto, seguimos controlando todos los recursos informáticos de la empresa, y por eso somos además directores de sistemas de información.

¿Verdad que parece un trabajo interesante? Bueno, yo de todas maneras siempre me reservo alguna parte técnica, porque me gusta, disfruto trabajando con las máquinas. Pero ya veis que mi vida profesional ha cambiado bastante desde que estoy en este mudillo de Sap. Espero que haya quedado claro.

Anuncios